sábado, 1 de mayo de 2010

ANÍBAL “TUNGA” GONZÁLEZ

Pequeño de talla, era un atacante escurridizo y difícil de marcar. Antes de su ingreso al profesionalismo, alineó en el Deportivo Endesa de Los Angeles, 5 de Febrero de Rancagua y Cultural Doñihue, donde fue goleador del Torneo de Apertura de Tercera División.
Se anotó dos veces como máximo artillero del Torneo Nacional, los años 1992 con 24 anotaciones y 1995 con 18 dianas, esa vez junto al argentino Gabriel Caballero. Su único título lo consiguió con Universidad Católica en el Apertura 1997. También tuvo un par de estaciones en el balompié mexicano, formando en Morelia y Monterrey.
El 15 de mayo de 1990, por el Copa de Apertura, le anotó seis goles a Fernández Vial.
En su carrera en la Selección Chilena, integró el representativo que ganó la medalla de plata en los Juegos Panamericanos de Indianápolis 1987.

Trayectoria:
1983-1985, 1988-1990 y 2000-2001 O’ Higgins
1987 Cobreloa
1991 Unión Española
1992 y 1994 Colo Colo
1995 Palestino
1996-1997 Universidad Católica
1998 Deportes Puerto Montt

RUBÉN MARCOS

Carismático, dinámico, bravo y guapo en la cancha, un símbolo histórico de la U. Cuando hoy se habla de “volantes modernos”, aquellos que recorren durante todo el partido el largo de la cancha, pisando las dos áreas, Marcos ya lo hacía en su época.
Aprovechando su facilidad para practicar deportes, también se dedicó al básquetbol siendo seleccionado de Osorno en el Nacional de esa disciplina en 1961. Ese mismo año intervino en el torneo Nacional de fútbol amateur en Chuquicamata, instancia donde lo contactaron veedores del cuadro universitario para formar parte del elenco colegial.
Con la U ganó cinco títulos (1962, 1964, 1965, 1967 y 1969), ubicándose sin problemas en la posición que le asignaran de acuerdo a la táctica a utilizar. Aunque en un principio se le definió como un “trotador, una máquina de resistencia”.
Sin embargo, su consagración en 1965 llevó a decir a los especialistas que había evolucionado como un futbolista “siempre generoso en el despliegue físico, pero constructivo y talentoso”. Encarnó aquello del Siete Pulmones, porque cumplía con el dominio del mediocampo, la contención, el acompañamiento y la concreción en campo rival.
Por Chile alineó en las Eliminatorias y Mundial de Inglaterra 1966, donde fue la figura más destacada del seleccionado anotando los dos goles que registró la Roja en el certamen. También estuvo en el Sudamericano de 1967 y en las Clasificatorias para la cita ecuménica futbolera de México 1970.

Trayectoria:
1962-1970 y 1974 Universidad de Chile
1973 Palestino

ANTONIO “CHINO” ARIAS

Considerado uno de los mejores laterales izquierdo de la historia del fútbol chileno, comenzó jugando en los clubes Juventud Lautaro y 1º de Mayo del barrio Independencia. De ahí pasó a la juvenil de Magallanes, debutando en el primer equipo carabelero con apenas 17 años como delantero.
En 1969 fue llevado a Unión Española por el técnico Sergio Navarro donde registró –y bajo la dirección de Luis Santibáñez- su mejor época, ganando tres títulos (1973, 1975 y 1977) y accediendo a la final de la Copa Libertadores en 1975.
En la Selección Nacional alineó entre 1968 y 1977, siendo titular en las Clasificatorias y Mundial de Alemania 1974.
Dos años antes había sido incluido como el mejor de su puesto en la llamada Selección Chilena de Todos los Tiempos.

Trayectoria:
1965-1968 Magallanes
1969-1979 Unión Española

ADISON AGUILAR

Valdiviano de nacimiento, se inició en el club Miraflores de su ciudad natal. Guardavallas que se salió del común denominador, porque además de su rendimiento deportivo, su facha -barnizada con su pelo rubio- y una fina equipación deportiva muy bien cuidada, le daba el aspecto de todo un gentleman en el campo de juego.
Incluso, en las concentraciones gustaba de interpretar en el piano composiciones de música clásica.

Trayectoria:
1958-1966 Everton
1967-1970 Magallanes
1971-1972 Lota Schwager